La cerrajería como opción para ser un trabajador independiente

Ser tu propio jefe es uno de los sueños más perseguidos, no rendir cuentas a nadie, tomar las decisiones del negocio, y todo lo bueno que puedas imaginar de esta situación.

Convertirte en trabajador independiente no es una meta inalcanzable, pero fuera de lo que muchos creen, tampoco es un proceso sencillo, además que requiere paciencia y perseverancia, cualidades de las que muchos carecen.

Una opción viable, si tienes el conocimiento, es ser un cerrajero profesional independiente, por muchas razones, entre las que se pueden destacar las siguientes.

Todos necesitan este servicio

La ventaja de ser un cerrajero profesional, es que todos necesitan este servicio en algún momento, aunque sea para lo más simple como realizar el duplicado de una llave, hasta trabajos de gran complejidad como reforzar la seguridad de una gran empresa.

Sin mencionar las urgencias, que nunca faltan, como los clientes que dejan las llaves dentro del coche, o que han olvidado la llave de la casa en la oficina, y no pueden entrar a su hogar, o que han llegado a su casa y descubren que han sido víctimas de un robo.

También puede existir la necesidad de los clientes en comprar elementos de seguridad, como cerraduras, candados, alarmas, y mucho más.

Iniciar en ésta área no requiere gran inversión

En tus inicios como cerrajero profesional, el principal activo que tienes son tus conocimientos, puedes iniciar con las herramientas básicas.

Al hacer un buen trabajo, tu nombre comenzará a ser referencia como un profesional de la cerrajería responsable, y la cantidad de clientes se incrementarán, dando la oportunidad de adquirir otras herramientas, alquilar un local, en otras palabras, crecer como negocio.

Y respecto a la publicidad, las redes sociales han demostrado ser un excelente medio para dar a conocer un negocio o un servicio.

Es un trabajo flexible

Al inicio, necesitarás trabajar mucho, porque tienes que darte a conocer, pero en a medida que se incremente el volumen de trabajo, vas a tener la necesidad de contratar personal o asociarte con otros cerrajeros.

Esto es excelente, porque va a permitir coordinar grupos de trabajo para trabajar por turnos, recuerda que un buen cerrajero está disponible las 24/7, y si quieres cumplir con esta condición, necesitarás apoyo, para que siempre dispongas de un cerrajero para atender las urgencias.

También podrán organizar horarios de trabajo, para que cada integrante del equipo pueda disfrutar tiempo libre para realizar sus actividades personales, familiares o simplemente vacacionar.

Es un trabajo orientado a ayudar

Los profesionales en cerrajería ofrecen sus servicios para ayudar a las personas, porque además de asesorarles para reforzar la seguridad de su hogar o empresa, lo que es una gran responsabilidad, también los ayuda ante cualquier urgencia con sus puertas.

La seguridad es tan importante, pero pocos son los que tienen un verdadero conocimiento para evitar ser víctimas de un robo, por eso siempre es necesario que en la agenda telefónica de todos, esté incluido el número de contacto de un cerrajero profesional de confianza.

Recuerda que además de hacer bien tu trabajo, debes tener una integridad y elevado nivel de profesionalismo, para que los clientes puedan acudir a ti, con tranquilidad.

Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.