Cerrajero que cierra puertas

En un mismo oficio hay varios roles, uno de estos casos son los cerrajeros 24 horas, que tienen la particularidad conocer técnicas tanto para abrir puertas como para cerrarlas. Pero ambas áreas deben poseer un enfoque distinto de la cerrajería.

Se podría decir que el cerrajero que cierra o asegura las puertas es aquel que va a alineado con la seguridad. A diferencia de aquel que abre las puertas por medidas de emergencia que estaría enfocado a la protección de individuo más que del establecimiento.

Todo aquel que se dedica al oficio de la cerrajería, en la actualidad, debe cubrir ambas cosas y mucho más. A “mas” me refiero a servicios adicionales, que cubra las expectativas de sus clientes.

Hoy en día, no se busca solo a los cerrajeros nou barris para instalar cerraduras y hacerles los mantenimientos debidos, sino que analice el entorno en su totalidad, para cubrir huecos en la seguridad, como cerramientos debilitados, proponer soluciones técnicas y cambios en los sistemas de seguridad.

Instala cerraduras de seguridad

Hay una responsabilidad en el oficio de los cerrajeros en que deben dar un impulso a sus clientes para que renueven las cerraduras convencionales a cerraduras de esta época con certificaciones de seguridad.

En cada servicio que se realiza hay una oportunidad para concientizar a las personas de la sustitución de cerrajería. El objetivo es cada establecimiento residencial, escolar, sanitario, comercial, de entretenimiento o cualquiera que sea, quede en un estado inaccesible para los intrusos.

Quizás una persona solicita una emergencia de aperturas o la instalación de una cerradura, pero el profesional tiene la facultad de mirar mas allá y percibir cuáles son sus mayores vulnerabilidades, para sugerir un cambio inmediato o de paulatinamente pero que vaya en función de un sistema más resistente.

 Verifica la estructura de las puertas

Los cerrajeros que cierran puertas, se aseguran que todos los elementos se amolden de tal manera que no hay ningún tipo de debilidad. Si hay una cerradura muy buena pero la puerta es débil, no hay razón de instalar cerraduras de seguridad.

Si hay un cerramiento de alta tecnología, pero las ventanas tienen cerrojos dañados hay una fuga en la seguridad del establecimiento. Este es un ejemplo básico, de que todo debe encajar para que se pueda soportar el ataque de los delincuentes.

El marco de una puerta es definitivamente un elemento que distingue si hay una seguridad efectiva o no en el establecimiento. Un delincuente puede sacar una puerta como una tapa de un frasco si esta no es resiste, con las herramientas adecuadas, la habilidad y el tiempo necesario, que con seguridad no es mucho.

Realiza mantenimientos preventivos

La prevención es clave para que las cerraduras perduren en el tiempo, y sirve como indicador de que es necesaria una renovación. Al solicitar un servicio de cerrajería por una urgencia, queda claro que con servicios preventivos estos pudieron se pudieron evitar.

Un cerrajero cuyo objetivo es mantener las puertas cerradas, evalúa constantemente su funcionamiento correcto, instala los mecanismos de seguridad, analiza y elimina vulnerabilidades en la estructura y vela por que siempre estén operativas.

 

Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.