Falsos cerrajeros, peligro para tu hogar

Algunas veces tendremos problemas con cualquier elemento o dispositivo de seguridad que tengas en casa, por lo que es posible que necesites el contactar a un cerrajero para que pueda arreglarlo ya que nosotros no podemos hacerlo por nosotros mismos. Pero a veces, delincuentes pueden hacer pasarse por este tipo de profesionales y tener malas intenciones al respecto, por esto siempre hay que tener cuidado al solicitar uno de estos.

Acreditación que los identifique.

Cuando una de estas personas llega a nuestro lugar de residencia tenemos que primero pedirles la acreditación, con esta sabremos que nos encontramos con una persona que realmente es trabajador de una empresa, en este caso de una de cerrajería.

La idea es que esta contemple una sede física a la cual podamos contactar en caso de que necesitemos un servicio, por lo que si estas personas no cuentan con una entonces las alarmas deben iniciar a sonar y debemos de pensar que no es realmente una empresa seria.

Si conocemos las acreditaciones de los cerrajeros, podemos pedir la UCES, la cual ofrecen los cerrajeros de seguridad, la cual presume ser una de las más importantes, y si la empresa que ha enviado a la persona la tiene entonces puedes estar seguro que son una empresa seria y que puedes contactar con sus servicios cuando quieras porque serán efectivos.

Realización de trabajos de cerrajería.

Cuando uno contrata a una persona para hacer trabajos de cerrajería, lo primero que nos debe dar mala espina es el hecho que no pueda hacer diferentes trabajos como lo hace un cerrajero profesional ya que estos se dedican a hacer muchas tareas, así que si vemos que la persona que contratamos se enfoca en hacer uno solo podemos determinar que esta persona puede ser falsa.

Además de esto, generalmente los cerrajeros cuando realizarán un trabajo tendrán todas las herramientas necesarias para poder realizarlo, por lo que si la persona que vaya solamente tiene una herramienta entonces nos daremos cuenta que no es real y que lo que nos quiere es quitar un dineral a cuestas de ese supuesto trabajo.

Presupuesto antes de la contratación.

Siempre que nos comuniquemos con un cerrajero tendremos que hablarle de cuál es el problema que tenemos en casa, y a partir de esto tenemos que pedirle primero que nos dé un presupuesto sobre el trabajo que debe realizar para así poder determinar si es fiable o no, ya que con anterioridad deberíamos haber llamado a otras empresas que nos permitieran conocer los precios que se manejan en el mercado.

Este presupuesto generalmente es dado por la cerrajería para luego poder mandar a la persona que va a realizarlo, por lo que si la persona a la que haz llamado se cierra a darte la cantidad que debes pagar entonces podría ser un timador y caerías en sus redes.

Las empresas que no están registradas, o piratas, lo que buscan es cobrar un precio muy alto por sus servicios sin siquiera dar resultados reales ya que solo están es por el dinero.

 

Esta entrada fue publicada en Seguridad. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *